Máster de Proyectos arquitectónicos avanzados

Docencia, Académica

Máster de Proyectos arquitectónicos avanzados

2012-2013 MPAA. Estrategias de arquitectura singular. Arquitectura sin vida. Hace cien años, hacia 1912, en un periodo convulso de crisis e incertidumbre, los silos y otras construcciones de la revolución industrial inspiraron a los arquitectos en su búsqueda del espíritu nuevo de los tiempos. A lo largo del siglo XX, el significado de las estructuras industriales obsoletas evolucionó y continuó siendo un referente en el posicionamiento tanto crítico como renovado de los planteamientos ylas arquitectura que trajo el desarrollo del Proyecto Moderno y la modernización.

Aquellas ruinas de la revolución industrial emergen aún en el imaginario colectivo como símbolos del progreso productivo y motor de un bienestar colectivo, mientras que desde hace apenas cinco años y en nuestro entorno más cercano, han aparecido otras ruinas contemporáneas que son el resultado de la más enloquecida especulación improductivo. Estos proyectos inconclusos que dejan montañas de residuos, simbolizan el fracaso de la economía depredadora de nuestro tiempo, pero también pueden ser el detonante de nuevas actitudes críticas para repensar el futuro.

2012 Dirección trabajo fin de Máster Eunmi Kim. La arquitectura moderna cambia de manera diversa universalmente, trasformando la generación en un periodo similar. Sin embargo aquí hay dos países que no podían compartir dicha transformación en aquel momento: Corea y España. Esta investigación parte de la curiosidad por la arquitectura moderna, empezada un poco tarde, y en cómo se acercaba aquellos que no podían compartir con la arquitectura moderna del mundo y la disociación del tiempo que situación prodicían a ellos. Veremos en que periodo se inició la arquitectura moderna de Corea y España, dándole una especial atención a su específico movimiento modernista que tuvo lugar en la época en la que la arquitectura modernista mundial tuvo su edad de oro en base a la ideología arquitectónica creada por grandes arquitectos en la época de los años 1950 y 1960. En definitiva, se centra en una verdadera implicación de la modernidad más allá de un concepto único de sus deseos visibles hacia ella, y cómo estos países interpretaron el modernismo, adoptado por ellos más tarde.

2010-2011 MPAA. Estrategias de Habitar.La crisis contemporánea podría ser el desencadenante de una trasformación radical de los modos de vida que se viene gestando en las últimas décadas. Anticipar la acción con una reflexión profunda y creativa se hace imprescindible ante la necesidad de proyectar y habitar nuevos espacios que rompan la inercia de modelos obsoletos. Como consecuencia se impone “Un nuevo modelo de inteligencia que une el rigor y la poesía,el dramatismo y el sentido del humor, la ciencia y el sentimiento, lo abstracto y lo concreto, la historia y el futuro.” (JA. Marina 2000). La nueva revolución tecnológica al servicio del hombre, es el impulso para que los creadores dejen de citar y vuelven a inventar. A nosotros los arquitectos corresponde desentrañar al sueño de habitar del hombre contemporáneo, con el fin de proponer el espacio vital de los seres humanos para la vida cada día más larga, también más incierta y más compleja; actuando con energía en un mundo tecnificado y altamente cambiante dentro de territorios en profunda trasformación; haciendo posibles otros paisajes domésticos para dar cabida a la nueva identidad y las nuevas relaciones de un sujeto emergente que aspira a ser más libre, más feliz, más humano.

2009-2010 MPAA. Vacíos. La ciudad, es el mayor invento de hombre; en ella tiene su origen la actividad económica, la industrial, el comercio y la innovación fruto de la creatividad humana y los logros científicos y tecnológicos. El espacio urbano, como lugar de intercambio y comunicación, es también desde su creación, el lugar de los grandes conflictos, fruto de la eterna tensión entre el deseo irreconciliable de libertad individual y vínculo comunitario. Desde el año 2008 y por primera vez en la historia, el 50% de los seres humanos vivimos en las ciudades. El deseo de ciudad es el deseo imperioso de conocimiento, de prosperidad y de contacto con otros. El hombre es el único ser vivo que necesita tanto el cambio permanente como el bienestar duradero. Sin duda, es en las ciudades donde podemos encontrar la más variadas oportunidades derivadas de una trasformación incesante y al mismo tiempo lo más avanzados medios para el placer y el confort. Al mismo tiempo, el enfrentamiento derivado de la tensión entre las innovaciones constantes y las costumbres inamovibles, tanto en lo individual como en lo colectivo, es consustancial al hecho urbano.

Más información

  • 1
  • 0